Biografía de Herta Müller

Autora fundamental de la Europa del siglo XX.




En la literatura en alemán el nombre de Herta Müller es uno de los sobresalientes. Sin duda, se trata de una autora que no deberíamos dejar de leer.

Herta Müller nació el 17 de agosto de 1953 en Nițchidorf (Rumania) en el seno de una familia alemana residente en Rumania, de clase media. Se crió en un entorno rural donde se hablaba alemán y aprendió rumano recién cuando tuvo que comenzar sus estudios superiores.

Antes de que Herta naciera, sus padres sufrieron a causa del régimen nazi. Su padre fue obligado a luchar en la II Guerra Mundial y su padre deportada un campo de trabajo en la Unión Soviética. Su infancia se vería fuertemente condicionada por el pasado de sus progenitores. Herta escribe mucho sobre el silencio de aquellos días y la incertidumbre que los tabúes le causaban.

Al terminar sus estudios filológicos consiguió trabajo como traductora en una fábrica. Donde el silencio y un horario extensivo de trabajo, limarían muchísimo su ánimo. La escritura, entonces, se convirtió en un refugio y una forma de no olvidar lo vivido.

Las amenazas por parte de la Securitate del régimen dictatorial de Ceaușescu, la llevaron a exiliarse en Alemania, desde donde continuó escribiendo y trato de visibilizar las terribles condiciones de los obreros en Rumania, y las acciones del servicio secreto.

En el año 2009 Herta Müller fue condecorada con el Premio Nobel de Literatura. El jurado destacó su franqueza para «describir el paisaje de los desposeídos». Además, se la tuvo en cuenta por mostrar el destino y la experiencia de las minorías alemanas que como residentes en otros países europeos tuvieron que pagar las consecuencias del nacionalsocialismo.



La obra de Herta Müller


A través de la obra de Müller muchos hemos podido conocer en detalle las características de la dictadura en Rumania, y asimismo encontrarnos con una obra que nos permite ahondar en las características psicológicas de los perseguidos.

Uno de los elementos reincidentes en su obra es la destrucción de la individualidad en situaciones de dictaduras; la anulación no sólo de las libertades sino de circulación y pensamiento en cada individuo. A través de las experiencias de los alemanes extranjeros en Rumania, nos permitió pensar en cómo los individuos pueden tener que pagar por las decisiones y las injusticias cometidas por los dictadores.

Entre sus libros más importantes. En tierras bajas, La bestia del corazón, Todo lo que tengo lo llevo conmigo y Hoy hubiera preferido no encontrarme a mí misma.

Müller se caracteriza por ahondar en las condiciones psíquicas de los personajes y trabajar en profundidad sobre cuestiones filosóficas y existenciales.

De su prosa podríamos decir que tiene tintes poéticos pero sin perderse en ambigüedades. Algo fascinante es, por otro lado, el trabajo de las escenas y las imágenes, donde podemos apreciar una hondura filosófica y semántica impresionante. ¡Que nadie se pierda a esta fabulosa autora!

2 Comentarios

  1. Es una de esas autoras maravillosas e imprescindibles. Gracias por acercárnosla más.
    Un fuerte abrazo, Tes.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Efectivamente, Rocío. Me parece una autora de una lucidez increíble. Muchas gracias a ti por pasarte. Un abrazo grande.

      Eliminar